miércoles, 11 de agosto de 2010

Prelude to Love - By Kilian

Prelude to Love (Preludio al Amor), dicen que es la oveja negra de la línea By Kilian. Yo creo que todos tienen una personalidad muy distinta, pero lo que sí es verdad es que Prelude to Love sorprende por su frescura en una marca que se distingue más bien por perfumes fuertes y no precisamente ligeros.

La salida me ha parecido casi celestial, porque presiento que se va a mover entre unas notas que me encantan: azahar, limón, hojas verdes, petitgrain o neroli. Es muy fresco y limpio, y tiene un toque amargo. Tiene cierto aire a colonia fresca. Es como una brisa primaveral cargada de los aromas de árboles frutales cítricos y flores.
Transcurridos unos minutos se endulza un poquito, pero sigue siendo muy fresco, "crujiente" y luminoso, sin perder el toque amargo que debe darle la hoja de limonero o de naranjo, o quizás bergamota o pomelo.

Es un aroma muy alegre, que parece reflejar una fiesta al aire libre, un día de picnic o un paseo por el parque.

Otros perfumes en este estilo son el Eau d'Hadrien de Annick Goutal, Bigarade Concentrée de Frederic Malle (más masculino), Extract of Limes de Penhaligons o Dilmun de Lorenzo Villoresi.

En los comerciales podemos encontrar este tipo de aromas en Cédrat de Roger & Gallet o Escale à Portofino y Escale à Pondicherry de Dior.



Tratándose Prelude to Love de un perfume de By Kilian, no es raro que los materiales sean de primerísima calidad, y se nota. Ni un solo matiz sintético o plasticoso, ni una sola nota fuera de sitio. El perfume es un conjunto de notas armoniosas (en ese sentido el que más discordante me pareció fue A taste of Heaven, que por el momento es el By Kilian que menos me gusta).

La evolución del olor es muy lenta. Se mantiene con una buena fijación en unas notas verdes-amargas-florales (azahar) desde el principio.
Es uno de los perfumes cítricos-florales más realistas que he olido. Huele auténtico, y su amargor no me molesta como en DKNY, ni hay una nota especiada como en Bigarade Concentrée.

En su fase media más que azahar parece puramente hoja de limonero quizás con algo de geranio, una pizca de pimienta, jengibre o cardamomo, pero sin ser tan especiado como Voyage de Hermès (perfume al que me está recordando bastante).

Se asoma alguna nota floral nuevamente (azahar, rosa) pero muy muy leve, ya que el aroma es sobre todo amargo, de pura hoja de limón. Si tuviera que pensar en algo que no fuera un huerto de limoneros, serían unas sábanas blancas y limpias, frescas y suaves.

Transcurrido un tiempo, el aroma sigue sin variar, salvo la inclusión de una nota un poquito terrosa, siendo no tan amargo ya, pero igualmente delicioso.

La verdad es que, para ser un cítrico, tiene una fijación excepcional en papel. Me ha dejado muy buena impresión Prelude to Love.

Notas: naranja, bergamota, limón de Amalfi, jengibre, azahar, pimienta, nerolí, iris.

Perfumista: Calice Becker.

¡Besos!

ISA
Imagen: stumbleupon.com

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Qué ilusión tu comentario! ¡Gracias!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...